miércoles, 24 de diciembre de 2008

La felicidad del Cielo es para los que saben ser felices en la tierra

Cristo clavado en la cruz, ¿y tú? ¿todavía metido sólo en tus gustos!, me corrijo: ¡clavado por tus gustos!
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 761.

Pon, entre los ingredientes de la comida, “el riquísimo” de la mortificación. San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 783.

Espíritu de penitencia significa saberse vencer todos los días, ofreciendo cosas – grandes y pequeñas – por amor y sin espectáculo.
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 784.

…Callar y confiar: dos armas fundamentales en el momento de la adversidad, cuando se te nieguen los remedios humanos….
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 799.

Dios nos quiere infinitamente más de lo que tu mismo te quieres…¡déjale, pues, que te exija!.
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 813.

…Serás buen instrumento, si cada día luchas para ser mejor.
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 821.

….Esfuérzate en no ser obstáculo, sino instrumento….
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 874.

…El que tiene la felicidad, el bien, procura darlo a los demás.
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 914.

¡Huye del espectáculo!: que tu vida la conozca Dios….
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 941.

Ninguna alma, ¡ninguna! Puede resultarte indiferente.
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 951.

….Tienes que llevar fuego, tienes que ser algo que queme, que arda, que produzca hogueras de amor de Dios, de fidelidad, de apostolado.
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 985.

Si no hubiera más vida que ésta, la vida sería una broma cruel: hipocresía, maldad, egoísmo, traición.
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 1000.

Cada vez estoy más persuadido: la felicidad del Cielo es para los que saben ser felices en la tierra. San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 1005.

Jesús: que mis distracciones sean al revés: en lugar de acordarme del mundo, cuando trate Contigo, que me acuerde de ti, al tratar las cosas del mundo.
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 1014.

Jesús, no quiero pensar lo que será el “mañana”, porque no quiero poner límites a tu generosidad.
San Josemaría Escrivá de Balaguer, Forja, 1032.
Publicar un comentario