miércoles, 6 de agosto de 2008

No hay felicidad a bajo precio

Donde haya un árbol que plantar, plántalo tú. Donde haya un error que enmendar, enmiéndalo tú. Donde haya un esfuerzo que todos esquivan, hazlo tú. Sé tú el que aparta la piedra del camino.
Gabriela Mistral en Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.5.

De nada sirve al hombre lamentarse de los tiempos en que vive. Lo único bueno que puede hacer es intentar mejorarlos.
Thomas Carlyle en Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.11.

De pequeños pensamientos y acciones va tejiéndose la suerte de la vida.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.16.

No hay felicidad a bajo precio.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.19.

El buen humor es una victoria sobre el propio miedo y la propia debilidad.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.25.

Todo lo que se hace sonriendo siempre nos ayuda a ser más humanos.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.26.

Muy pocos grandes hombres proceden de un ambiente fácil.
Herman Keyserling en Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.31.

Si te encierras en ti mismo, no vives.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.35.

Antonio Machado decía que en la soledad se ven cosas que no son verdad.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.36.

Un hombre soñador rara vez es un hombre luchador.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.37.

Para toda persona, erradicar un poco cada día el egoísmo, será erradicar una fuente de tristeza. Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.43.

Una de las mejores defensas contra la envidia es despertar la admiración por la gente que conocemos.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.45.

El trabajo, las tareas del hogar, la educación de los hijos…., cualquier persona emplea la mayor parte del día en esas ocupaciones, ¿Porqué entonces hacerlas de mala gana? Eso equivale a pasarse amargado la mayor parte de la vida.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.47.

El verdadero descanso es poco compatible con la pereza.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.49.

Es preciso esforzarse mucho para abrirse camino profesionalmente.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.51.

Pasan los años y el tiempo no les hace mejorar, si no se esfuerzan por mejorar.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.52.

El que se mima a sí mismo se vuelve blanducho.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.56.

No es más fácil la vida fácil.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.57.

Saber de sexo es muy fácil, saber de amor es más difícil.
Alfonso Aguiló; Educar El Carácter; 7ª edición, Ediciones Palabra S.A., Madrid, 2003, p.64.